Vaticano: Público no será admitido a liturgias papales de Semana Santa

El papa Francisco saluda a la multitud después de celebrar la Misa del Domingo de Ramos en la Plaza de San Pedro en el Vaticano el 14 de abril de 2019. Este año, la oficina del Vaticano que distribuye boletos gratis para eventos papales ha publicado un aviso en su sitio web que dice “se llevarán a cabo sin la presencia física de fieles”. Foto CNS-Paul Haring

CIUDAD DEL VATICANO (CNS) — La oficina vaticana que distribuye boletos gratuitos para los acontecimientos papales ha publicado una nota en su sitio web diciendo que eventos litúrgicos de Semana Santa “se llevarán a cabo sin la presencia física de fieles”.

Aunque las concentraciones públicas, incluyendo las Misas, se han prohibido en Italia hasta el 3 de abril, la Semana Santa comienza con la liturgia del 5 de abril, de modo que la notificación de la Prefectura de la Casa Papal lo interpretó como señal de que la prohibición se va a extender, al menos en el Vaticano.

Matteo Bruni, director de la oficina de prensa del Vaticano, le dijo a Catholic News Service en la mañana del 15 de marzo, que la organización de los horarios de Semana Santa y Pascua del papa estaban bajo consideración y que la nota de la prefectura se dirigía simplemente a informar a la gente que busca boletos, que no se van a distribuir como de costumbre.

La nota de la prefectura decía que la decisión se tomó “a causa de la actual situación de emergencia de salud global” ocasionada por la difusión del coronavirus.

En una declaración formal del 15 de marzo, Bruni dijo que el papa Francisco celebraría todas las liturgias de Semana Santa: Domingo de Ramos, la Misa Crismal, la Misa de la Cena del Señor, la liturgia de la Pasión del Señor, la Vigilia Pascual y la Misa matutina de Pascua.

Sin embargo, dijo, el Vaticano está todavía estudiando de que manera se llevaran a cabo esas liturgias y con qué tipo de participación, “que respete las medidas de seguridad establecidas para impedir la difusión del coronavirus”.

Las decisiones se comunicarán “tan pronto como se determine” dependiendo de la situación epidémica que se está desarrollando, dijo, añadiendo que cualquieras que sean las medidas que se tomen, sobre quién puede o no asistir, las liturgias se transmitirán en vivo por televisión y por internet.

La Prefectura de la Casa Papal publicó su nota el 14 de marzo, horas después de que el Ministerio de Sanidad italiano publicara las cifras diarias de la infección del COVID-19, que sigue extendiéndose a pesar de que todo el país se encuentra en cuarentena.

En la tarde del 14 de marzo, dijo el ministerio, 21,157 personas habían dado positivo para COVID-19, 1,441 personas con el virus habían muerto, y 1,966 habían recibido el alta después de dar resultado negativo dos veces en la prueba.